El ayaco un plato a base de carne de cerdo y como ingrediente importante los aborígenes utilizaban las hojas de quelite, también le añadían plátano, jengibre y jocotes para darle su sabor característico.
 
El moninbó es un alimento a base de frijol blanco y el chonete, que es un tipo de frijol grande criollo. En la actualidad este plato se prepara sin el chonete porque este grano se cultiva en menor cantidad. 
 
Plátano maduro con chocolate, una bebida que poco se prepara en nuestros tiempos y muy popular en las comunidades indígenas que solían acompañarla con un trozo de cuajada y era servido para la cena.
 
La torta de sardinas era el plato típico que se preparaba para la cuaresma, siendo un plato tradicional para estas fechas que consistía en preparar las sardinas pescadas en la laguna Masaya ubicada en el departamento Masaya.
 
Otros platos tradicionales que son poco común en nuestros días es el mogo de yuca que a demás de la yuca se le incorpora la carne de cerdo, atol de quesquites, pescado al ñundo; es gracias a la cercanía de la comunidad indígena a la laguna Masaya aprovechaban todos los productos que le proporcionaba la laguna.
 
El tamal tigre era el desayuno tradicional de los aborígenes, además se lo ofrecían a los difuntos como ofrendas. 
 
La gastronomía nicaragüense es sin duda una mezcla de culturas que se han tratado de conservar y las comunidades indígenas guardan mucha tradición gastronómica que son la identidad del país centroamericano.